Contando estrellas

Qué difícil empezar con las primeras palabras después de un largo silencio. Porque aunque ha habido muchas antes, éstas son como las primeras, y qué sensación de vértigo mezclada con adrenalina al oír el teclado de nuevo (paradójicamente, me avisa de que las baterías están bajas, pero no me arredro). Es como un estreno de una obra inacabada en la que el actor deberá improvisar a partir del primer acto en un ejercicio de autocorrección constante para intentar poner orden. Se trata de organizar una fila india entre una masa de ideas tumultuosa y hambrienta de palabras que se agolpa famélica alrededor del escaso alimento que llega como ayuda humanitaria: inspiración, ego, vuelo de Fénix resucitado escaldado de sus cenizas, vuelta a casa tras una dura jornada de ensimismamiento. Dudo que la Semana Santa y su leyenda hayan tenido algo que ver con esta resurrección. Contando estrellas me dio el empujón definitivo.

En esto los Gobiernos que renacen el día después de sus campañas electorales lo tienen mejor. Lo primero siempre es dar las gracias (el PP vuelve aquí a sus orígenes cerrando el círculo ante una previsible debacle en mayo). Más tarde, pedir tranquilidad, empezar mintiendo para que nadie note la diferencia con lo que vendrá y asegurar que se va a gobernar para todos (algunos añaden también para todas) y, a partir de ahí, el caos, el olvido, la nada. Rajoy, en lugar de devorar a sus hijos como hace con todos y todas los que le son ajenos (es decir, todos y todas), prefiere dejar que se devoren entre ellos. Su problema de base, como el de sus elegidos, no es otro que el paladar. A Rajoy no le gusta España, nunca le gustó. Por eso la está dejando patas arriba. Fue lo malo por conocer, el elegido para gobernarla y lo que ha hecho ha sido intentar cargarse lo que fue. No está todo perdido: aún quedan plazas importantes por asaltar. Primero fue la Sanidad (fuego en la línea de flotación), luego las pensiones (a por los cimientos) , más tarde la educación (ataque contra el futuro) y luego el resto, a quienes ha desvalijado con impuestos, violado sus derechos sociales, el alma.

Siento si alguien creía, incluida yo misma, que iba a arrancar la temporada con una temática sublime, trascendental. No ha sido así: he hablado de Rajoy, que no pasará a la historia sino como el registrador de la propiedad que le domina.

Es primavera. Y la lluvia arrastrará la contaminación y el polen. Es cuestión de tiempo. Ya queda poco hasta mayo. Feliz día.

Esta entrada fue publicada en Opinión, Personal, Política. Guarda el enlace permanente.

14 respuestas a Contando estrellas

  1. Pingback: Bitacoras.com

  2. Elisabeth dijo:

    ¡Bienvenida! Todas las voces son pocas.

  3. Ana dijo:

    Aiiiixxx, qué bonito y la canción preciosa y triste. Gracias. Entraba a ver si se respiraba por aquí aire seco o húmedo y cuando he visto el titulo de la entrada diferente he pensado que me había equivocado en algo.

  4. Carmenchu dijo:

    Jajaja! Pues no, aquí estamos!! Volviendo a hacer ruido.😉 buenos días! Esta mañana se me olvidó…

  5. Jaime dijo:

    ¿Qué tal Carmenchu? Bienvenida a tu casa.

  6. Carmenchu dijo:

    Buenos días! Gracias, Jaime! Qué bien, la habéis cuidado mucho. Es la vuestra también.😉

  7. Ana dijo:

    Ahora falta Elisa. Igual piensa, es que entrar pa ná es tontería.

  8. ELISA dijo:

    Buenas tardes!
    😀

    La orquesta ha estado muda hasta que ha vuelto su directora. Ya oigo afinar los instrumentos ante esa partitura que nos ha dejado, escrita con fuerzas renovadas. Muy bonito, Carmenchu, cuando nos hechiza el universo contamos estrellas aunque haya sol.
    Centrarse en el personaje Rajoy y analizar sus estragos gobernando también es bueno, ya somos más maduros, no nos rasgamos las vestiduras. No puede engañar a todos todo el tiempo.
    Y alégrate por tus inversiones: La bolsa está ganando. La renta fija está en intereses mínimos. Ya han inventado productos para tener nuestro dinero más tiempo (ahorros a largo plazo) con exenciones fiscales por permanencia. O sea, favoreciendo siempre al que más tiene… Ya estamos casi al revés. Y en otra tocaremos los empleos, la mala educación reinante… No te va a faltar música😀

    Y sí, he entrado a tu blog, cada día lo hago y luego me meto en twitter, para olvidar😀

  9. Carmenchu dijo:

    Jajaja!!! Me siento observada…😉 Buenos días!! Tiene que llover a cántaros!! A cantarazos!

    • ELISA dijo:

      Buenos días!🙂
      Hace dos días viajamos expresamente para conversar y contarnos cosas con la familia. Ocurre que con los mensajes cada vez hablamos menos y no puede sustituir nada una conversación con los matices de voz, brillo en la mirada y otros que la telefonía. No obstante también se producen frustraciones en el intercambio, la cultura, los estereotipos condicionan mucho… Buen lunes

  10. Arnau dijo:

    Y la luz se hizo!.Ha resucitado!(me refiero al blog).Carmenchu veo que estás muy bien .Así que seguimos.

  11. Carmenchu dijo:

    Seguimos, seguimos… No lo dudes! Buen día!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s